Tres dirigentes peronistas y Esteban Bullrich participarán en Colombia de un encuentro organizado por el papa Francisco

0
314



Sergio Uñac y Julián Domínguez

La Comisión Pontificia para América Latina (CAL) y el Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM), por iniciativa del papa Francisco, organizaron el “Encuentro de católicos con responsabilidades políticas al servicio de los pueblos latinoamericanos” en Bogotá, Colombia, con el fin de juntar a dirigentes políticos de América Latina y debatir sobre la situación política y social en cada uno de los países de la región.

De Argentina estarán presentes un dirigente oficialista y tres de la oposición. El enviado del gobierno de Mauricio Macri será el senador nacional Esteban Bullrich, de vínculo fluido con el Sumo Pontífice. De los representantes del peronismo, espacio mayoritario en la oposición argentina, estarán presentes el gobernador de San Juan, Sergio Uñac, el ex presidente de la Cámara de Diputados Julián Domínguez, y el senador nacional por Santa Fe Omar Perotti.

encuentro de politicos catolicos en colombia

Domínguez, quien mantiene una estrecha relación con el Papa, fue invitado por el vicepresidente de la Pontificia Comisión para América Latina (CAL), el profesor uruguayo Guzmán Carriquiry, principal organizador de la cumbre. Mientras que Perotti y Uñac recibieron la invitación por parte de la Conferencia Episcopal Argentina.

El senador nacional por Santa Fe, Omar Perotti (Adrián Escandar)

Los tres representantes del peronismo que estarán presentes el fin de semana en Bogotá integran el grupo de dirigentes que forman parte de la reorganización del partido. Aunque con diferentes posturas con respecto a la gestión de Mauricio Macri, los tres mantienen la idea de ampliar la discusión en el interior del PJ nacional para poder lograr una modernización en el movimiento político.  Trabajan en un armado distinto al que lideró Cristina Kirchner en los últimos años.

La invitación al evento que apadrina el Papa no llegó para ningún dirigente del kirchnerismo. Los invitados pertenecen al peronismo que está distanciado de la ex jefa de Estado y de Unidad Ciudadana. En definitiva, son parte de un peronismo federal que trabaja en la construcción de una nueva estructura y en la discusión de un liderazgo renovado.

Durante el encuentro, el único expositor será Domínguez, quien tiene la mirada más crítica de los tres con respecto al gobierno de Mauricio Macri. Además, está despojado de un cargo institucional, lo que le permite ser más duro en su discurso público.  Por eso, el ex dirigente de Cumplir tiene planeado un discurso en contra de la suba de la edad jubilatoria y las reformas previsional y laboral que propone el oficialismo.

El gobernador de San Juan, Sergio Uñac

Diferente es la postura del sanjuanino, que mantiene un buen vínculo con el presidente Macri.  Uñac es uno de los gobernadores peronistas que apuestan a mantener un diálogo fluido con la Casa Rosada en los próximos años. Entiende que la oposición extremadamente dura impide la construcción de los consensos que necesita el país.

Perotti, en cambio, mantiene un vínculo distante con los máximos representantes del Poder Ejecutivo y cultiva el perfil bajo en la Cámara de Senadores. El legislador está abocado a la política de Santa Fe y la construcción del peronismo local.

Por otra parte, Domínguez se alejó del espacio que conduce Florencio Randazzo y de la actividad política luego de las elecciones. Pero planea volver al ruedo el próximo año y reinsertarse en la estructura política del peronismo. Su intención es trabajar en consonancia con la Iglesia Católica argentina. Por eso evitará, en primera instancia, identificarse con algunos de los sectores en los que el PJ quedó dividido el último año.

El encuentro al que asistirán los tres dirigentes peronistas tendrá lugar en la sede de la Conferencia Episcopal Colombiana durante el 1, 2 y 3 de diciembre. En esos tres días los representantes de la Iglesia escucharán las situaciones que atraviesan y las necesidades que viven los dirigentes católicos con responsabilidades políticas.

El papa Francisco no formará parte de la cumbre aunque fue él quien tuvo la iniciativa de concretar el encuentro en Bogotá. Por eso le encargó a Guzmán Carriquiry la organización del evento en el que se estima que habrá cerca de 70 dirigentes políticos de América Latina.

 



Source link