Un estudio privado proyecta un dólar más calmado para el segundo trimestre

0
140



(Adrián Escandar)

Con la entrada de dólares por la cosecha y el anticipo del mercado frente a la clasificación de Argentina como mercado emergente, las fluctuaciones del tipo de cambio que se vieron este mes no tendrían segundo capítulo durante el segundo trimestre. El análisis no es irrelevante, después de las presiones enfrentadas por el Banco Central durante marzo.

De acuerdo a un análisis de la consultora Ecolatina, con el nuevo tope no oficial considerado por el Banco Central de $20,50, durante los próximos meses se va a observar un flujo de dólares por las exportaciones agropecuarias. A esto se le suma la expectativa por la determinación por parte del índice Morgan Stanley sobre el estado de Argentina como mercado “emergente” en junio.

Ambos factores llevan a la consultora a considerar que los meses de abril a junio se prestan para una relativa calma en el frente cambiario siempre y cuando “no aparezcan nuevas turbulencias en el mercado financiero internacional”.

Las presiones al tipo de cambio le costaron más de USD 2.000 millones a la entidad monetaria, que enfrentó el pico de $20,70 y a través de la flotación “sucia” o administrada, logró que el dólar cerrara el mes a un valor de $20,45. El mismo valor de cierre del primero de marzo.

Sin embargo, el ‘viaje’ del dólar durante el mes no fue barato, con varios analistas ya estimando una inflación arriba del 2% para marzo, sin duda en parte consecuencia de los idas y vueltas del tipo de cambio. Y con los aumentos tarifarios efectivos a partir de abril, no hay garantías de que las cifras para el segundo trimestre bajen.

¿Posible vuelta del carry trade?

Bajo este supuesto de calma cambiaria, y frente a un Banco Central que por ahora mantiene las tasas de interés elevadas (las Lebacs a 28 días hoy en día pagan 26,5% anual), Ecolatina reconoce que “el retorno al carry trade será tentador en el corto plazo”.

Es que la combinación del nivel de reservas internacionales del Central (actualmente superan los USD 60.000 millones) y de la esperada determinación del estado de Argentina como mercado emergente por el el índice MSCI que elabora Morgan Stanley va a generar un nuevo flujo de dólares financieros.

Transferencia a precios

Una última consideración del análisis por parte de la consultora fundada por Roberto Lavagna no pinta el mismo optimismo para la inflación en lo que va del año. “A nivel nacional, esperamos que la suba de precios ronde el 6,5% en el acumulado al primer trimestre, en línea con igual período de 2017 (6,6%)”, compara el informe.

Seguí leyendo:

Por qué el BCRA ancló al dólar con la fuerte intervención de marzo

Los plazos fijos UVA ya empatan las tasas de las Lebac y son cada vez más elegidos



Source link