Pasa constantemente, se acerca el calor y aparecen los mosquitos. Hay gente que sufre más su presencia que otras personas. Muchas veces alguien es victima recurrente, mientras que otros salen invictos. Si te despierta curiosidad, quedate leyendo como estos insectos elijen a sus víctimas.

mosquito prensalibreonline

Derribando mitos.

Los mosquitos no pican porque la sangre sea dulce. La sangre de por sí es salada porque posee cloruro de sodio. Es verdad que algunos factores como la diabetes pueden hacerla más dulce. De todos modos, los mosquitos no tienen un aparato para detectar el nivel de glucemia en sangre. No hay pruebas científicas de que esto suceda.

Los mosquitos pican a la gente que huele bien. Mentira. Estos rivales alados perciben ciertas sustancias que podemos crear y son volátiles. Que las segreguemos o no, depende de la genética. Lo cierto es que si antes de dormir optamos por tomar una ducha, posiblemente disimulemos la existencia de estos compuestos. En menos palabras: un baño es levemente preventivo para las picaduras. Los mosquitos son atraidos por los olores corporales.

Los mosquitos pican más a quienes producen más niveles de CO2. El dióxido de carbono (CO2) lo producimos todos. Una persona con más volumen podría generar más que un bebé o un niño. Claro está que a ellos también los pican, es más, son el blanco ideal.

Los mosquitos prefieren a quienes beben cerveza. Es un hecho, los olores corporales que generamos al beberla atraen a estos insectos. Además, se sienten atraídos por el calor corporal y la humedad.

mosquieto prensalibreonline

Radar de víctimas.

Lo principal es saber que solo las hembras pican, así luego ponen sus huevos. Como expresamos antes, el calor corporal es el mayor determinante para los mosquitos. Son atraídos por el sudor, la humedad. A la familia del Anopheles gambiae, les agrada un tipo de queso llamado Limburguer cheese. Se produce con una bacteria que está emparentada con otra que habita en los pies. Por eso muchas veces vuelan cerca de las extremidades inferiores.

Vemos entonces que los componentes quimicos son los que más influyen. Entre estos los más importantes son elácido láctico, el amoníaco y los ácidos carboxílicos. En especial el ácido láctico, ya que atrae a los mosquitos Aedes aegypti, una especie que puede ser portador del virus del dengue y el de la fiebre amarilla.

Anopheles gambiae es el mosquito que transmite la malaria. Se lo ha investigado para frenar el desarrollo de esta enfermedad. Se comprobó son llamados por el olor. Sin embargo, tiende a picar personas que tengan sudor fuerte. El sudor fresco no les es llamativo. Por eso, ducharse por las noches antes de dormir es una forma para prevenir las picaduras de estos mosquitos.

Cómo alejarlos.

Primero que nada, existen repelentes y se recomienda el uso de mosquiteros. Hay quienes genéticamente segregan olores imperceptibles para los humanos que repelen a estos insectos. Pero si no eres de esas personas afortunadas:

  • Procurá ducharte antes de ir a la cama
  • Hazte de una planta anti-microbiana, como la salvia o la citronella, que actúan como repelente.
  • Es una medida más extrema, pero, podés untarte en eucalipto, comino, tomillo o canela.

Otros datos

Un estudio japonés comprobó que prefieren cierto grupo de sangre. Quienes tienen sangre del tipo “O” los atraen más que A, B ó AB.

Las embarazadas sufren casi el doble de picaduras en la fase final de la gestación

En Argentina algunos de estos molestos voladores transmiten enfermedades como el dengue, el zika o la fiebre chicungunya. Si tenes dudas de poseer alguna de estas enfermedades entrá aqui y enterate qué hacer.

Mientras tanto te recomendamos esta nota sobre los tucanes.