El presidente de USA, Donald Trump, viajó a la frontera en El Paso, Texas, para un mitin el primer día de la semana de noche en que procurará centrarse en sus demandas de un muro para eludir el ingreso de inmigrantes en forma ilegal desde México.

El ex- miembro del Congreso de El Paso, Beto O’Rourke, quien está considerando una posible candidatura para la nominación demócrata en dos mil veinte, va a estar entre aquéllos que liderarán una marcha en oposición a la demanda del muro propuesto por Trump.

Beto O’Rourke a lo largo de la marcha anti Trump en El Paso (REUTERS/Loren Elliott)
Beto O’Rourke a lo largo de la marcha anti Trump en El Paso (REUTERS/Loren Elliott)

La visita del presidente Trump se genera cuando el gobierno de EE.UU. se encara a la data límite del viernes para financiar cerca de un cuarto de sus operaciones, tratando de eludir otro cierre tras un cierre sin precedentes de treinta y cinco días que acabó el mes pasado. Un poco antes del alegato, los miembros del Congreso de los dos partidos anunciaron un pacto tentativo.

El dinero para la construcción del muro en la frontera sur de EE.UU. continúa en el centro de la disputa.

El presidente Trump puede utilizar su autoridad como comandante en jefe para declarar una urgencia nacional y evitar al Congreso por completo.

El líder de la minoría republicana en la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy, de California, defiende la autoridad del presidente.

“No creo que absolutamente nadie cuestione su autoridad legal para declarar una urgencia nacional”, afirmó.

Los demócratas afirman que una declaración de urgencia es infundada y también irresponsable.

“Es cuando el presidente interfiere que hay un inconveniente. Entonces, mi consejo al presidente, si no desea cerrar el gobierno, si no desea tener que declarar una urgencia nacional, a lo que me opongo y no creo que vaya a pasar, manténgase al lado”, afirmó Chuck Schumer, el líder de la minoría demócrata en el Senado.

Trump solicita cinco mil setecientos millones de dólares estadounidenses en financiamiento para el muro fronterizo y los demócratas de la oposición supuestamente están ya listos para ofrecer algo de dinero, mas mucho menos de lo que desea el presidente.

Con información de VOA