El defensor Miguel Alonso y el delantero argentino Enzo Ferrero, dos figuras del equipo español contaron sus vivencias habiendo vestido la camiseta del club asturiano durane más de 10 años.

Miguel Alonso que entre 1962 y 1974 jugo en la institución y en 1977 se retiró del fútbol, hoy con 74 años, resalto en PRENSA LIBRE ONLINE y PROA AL FUTURO RADIO al momento de realizar una comparación entre el rol del jugador de hoy con el de su época como “una persona que no ayuda al árbitro. Hoy el jugador hace muco teatro”.

Por su parte el ex delantero argentino Enzo Ferrero, nacido en la ciudad bonaerense de Campana y radicado en España desde 1975, cuando llegó para jugar en Gijón, hoy con 66 años, contó que “todos los años me querían llevar al Barcelona y al Real Madrid pero los socios no quisieron y con un gran equipo luchamos 10 años para salir campeones, y en oportunidad podríamos haberlo hecho pero un árbitro no lo permitió”.