Nicolás Maduro (EFE)
Nicolás Maduro (EFE)

Nicolás Maduro, condenó “categóricamente” lo cual denunció De exactamente la misma manera que un “golpe de Estado” en Bolivia, ahora de que Evo Morales avisara este domingo su renuncia Tras tres semanas de quejas contra su cuestionada reelección.

Condenamos categóricamente el golpe de Estado consumado contra el hermano primer magistrado @evoespueblo. Los movimientos sociales y políticos del planeta nos declaramos en movilización para exigir la preservación de la vida de los pueblos originarios bolivianos víctimas del racismo”, escribió Maduro en Twitter.

El líder chavista no tardó en mostrar su solidaridad con uno de sus pocos aliados que mantiene en la zona.

Los resultados de una auditoría de la OEA, que detectó “serias irregularidades” en las comicios, desencadenaron los acontecimientos que llevaron a la dimite de Morales.

El mandatario boliviano de 60 años enfrentó este domingo una avalancha de renuncias de altos funcionarios y la presión decisiva de los militares y la policía, que pidieron su dimisión.

El mensaje del dictador venezolano va en sintonía con el publicado por la dirigencia cubana, que se mantuvo en defensa de Morales y llamó a una “movilización mundial por la vida y la libertad de Evo”.

Nicolás Maduro, Miguel Díaz-Canel y Evo Morales (Reuters/Archivo)
Nicolás Maduro, Miguel Díaz-Canel y Evo Morales (Reuters/Archivo) (STRINGER/)

“La derecha con violento y cobarde golpe de Estado atenta contra la democracia en Bolivia. Nuestra enérgica condena al golpe de Estado y nuestra solidaridad con el hermano presidenta Evo”, tuiteó el mandatario cubano Miguel Díaz-Canel. El primer magistrado se dirigió secundado por su canciller, Bruno Rodríguez, quien expresó: “Nuestra solidaridad con el hermano presidenta Evo, protagonista y símbolo de la reivindicación de los pueblos originarios de Nuestra América”.

A su vez, el primer magistrado mexicano, el izquierdista Andrés Manuel López Obrador, evitó dar calificativos acerca de lo ocurrido en el jornada, Sin embargo anticipó su elogio a la “actitud responsable” de Morales, “quien prefirió renunciar a exponer a su pueblo a la violencia”.

Los aliados de Morales acudieron quedando en el sendero en los últimos años en la región, con los cambios políticos en Brasil, Argentina y Ecuador. Mientras que, Venezuela, país con el cual Morales mantiene un estrecho vínculo, está sumida en la peor crisis política y económica de su historia reciente.

Lula da Silva, quien salió hace días de prisión en Brasil, escribió: “Acabó de saber que hubo un golpe de Estado en Bolivia y que el compañero Morales se dirigió obligado a renunciar. Es lamentable que América Latina tenga una élite económica que no sepa convivir con la democracia y con la inclusión social de los más pobres”.

(Con información de AFP y EFE)

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Alberto Fernández respaldó a Evo Morales: “En Bolivia se ha consumado un golpe de Estado”

Fuente: Infobae