fbpx

Prensa Libre Online

La otra noticia

Internacional

España se mantiene por debajo de la media europea en la lucha en contra de la corrupción

Al semejante que en años anteriores, Dinamarca y Nueva Zelanda son los países percibidos por sus ciudadanos En este sentido como los más limpios, con 87 puntos sobre los 100 posibles en la tradicional clasificación anual de Transparencia Internacional, en la que suspende el 67 % de los 180 países analizados, al paso que en el otro extremo se sitúan Somalia (9), Sudan del Sur (12) y Siria (13), Según el Índice de Percepción de la Corrupción (CPI). a su vez, hay un «pasmoso número» de países que registran una mejora mínima o bien nula. España gana cuatro puntos con respecto al relevamiento previa, hasta los 62, y asciende a la trigésima posición Desde la 41, No obstante continua sin alcanzar la media europea, situada en los 66 puntos. Y mención singular merece Venezuela, el país con mayor Índice de Percepción de Corrupción (IPC) en América y el Caribe, y que ocupa el quinto sitio en el planeta, con una caída de 8 puestos en Solo un año. El relevamiento de la ONG Destaca este año el creciente hartazgo de la población con la corrupción, que se manifiesta en Múltiples quejas por todo el planeta. «Más de dos tercios de los países, junto con muchas de las economías más avanzadas del planeta, están estancados o exhiben signos de retroceso en sus esfuerzos en contra de la corrupción», dice el relevamiento, sugiriendo que las sociedades perciben esa pasividad y aumenta la desafección cara los sistemas políticos por esa decepción. Transparencia Internacional explica que «los países en los cuales las comicios y el financiamiento de los partidos políticos están abiertos a una influencia indebida de intereses creados son menos capaces de combatir la corrupción». «La falta de avances reales contra la corrupción en La mayoría de los países es decepcionante y tiene profundos efectos negativos en los ciudadanos de todo el mundo», denuncia Patricia Moreira, Directora Gerente de Transparencia Internacional, «los movimientos anticorrupción en todo el mundo ganaron fuerza pues millones de personas se juntaron para denunciar la corrupción de sus gobiernos». De la misma forma critica que el G7 no ejerza de líder en este ámbito: con respecto al año pasado Canadá ha perdido cuatro puntos, UK tres y USA dos. Alemania y Japón están estancados y Además Italia, el peor clasificado de este grupo, gana un entero. «La falta de progreso real contra la corrupción en La mayoría de países es decepcionante y tienen un profundo impacto negativo acerca de los ciudadanos de todo el mundo», señala Moreira. Desde su creación en 1995, el Índice de Percepción de Corrupción es el primordial indicador mundial de la corrupción en el campo público. El IPC de 2019 analizó la relación entre la política, el enorme capital y la corrupción, incluyendo el impacto de las regulaciones de financiamiento de campañas políticosy cómo la plata influye en el poder burócrata y las comicios. Entre sus conclusiones, figura una anotación crítica sobre los denominados «países limpios», Del mismo modo que Suiza y Dinamarca. «Si bien el CPI 2019 muestra que estos sectores públicos se encuentran entre los más limpios, la corrupción allí sigue existiendo y varias escándalos en 2019 demostraron que la corrupción transnacional a menudo es facilitada, habilitada y perpetuada por países supuestamente limpios», puede leerse en las conclusiones. El texto se fija Además en USA, que recibió 69 puntos, dos menos que el año precedente y la más baja en ocho años. Respecto a esto, el relevamiento señala que la nación norteamericana «enfrenta una serie de desafíos, incluyendo amenazas a su sistema de controles y equilibrios, mayor repercusión de los particulares acerca de el gobierno y abuso del sistema financiero por comunicado de las élites locales y extranjeras». U.S.A. y Canadá, con una caída de cuatro puntos, son dos casos que Según la organización internacional requieren particular vigilancia.