fbpx

Prensa Libre Online

La otra noticia

Ciencia Sociedad

Confirmado: una estrella en rápida rotación puede «arrastrar» el espaciotiempo a su alrededor

Según la teoría general de la Relatividad de Einstein, un cuerpo muy masivo, De exactamente la misma forma que por servirnos de un ejemplo una estrella, y que esté en rápida rotación, tiene la capacidad de “arrastrar” el sus giros al propio espaciotiempo. Lo cual hace que la posición de cualquier mundo o bien cuerpo que orbite a su cerca de sea sutilmente distinta de la que tendría que ser Basándonos en la física clásica de Newton. Este efecto de arrastre, conocido Además que efecto Lense-Thirring, tiene que su nombre a los físicos austríacos Josef Lense y Hans Thirring, que lo dedujeron Por primera vez en 1918. Para un observador distante, el efecto Lense-Thirring hace que el tiempo transcurra más de manera rápida en los cuerpos que están en órbita que en el propio objeto en rotación. Lo que implica Asimismo que la luz que viaja en exactamente el mismo sentido de la rotación se moverá más deprisa de la que viaja en sentido contrario. No obstante, este efecto de arrastre espaciotemporal es muy pequeño, del orden de una sola parte por trillón, de modo que resulta extraordinariamente bastante difícil de observar. Para hacerlo, se Precisa un objeto muy masivo que gire sobre sí mismo muy de forma rápida, y por presunto una serie de instrumentos de enorme sensibilidad. Confirma a Einstein
Ahora, y un siglo en seguida de ser predicho, un elenco internacional de estudiosos ha conseguido detectarlo Por vez primera en un lejano sistema estelar binario, dos estrellas que se orbitan mutuamente. Los resultados del estudio, que se termina de publicar en Science confirman, una vez más, las predicciones de la Relatividad general de Einstein. Sin embargo este arrastre del espaciotiempo se ha conseguido advertir en el campo gravitatorio de la propia Tierra, sus efectos concretos han sido, Hasta ahora, imposibles de medir. Sin embargo los objetos más masivos, Del mismo modo que las enanas blancas o las estrellas de neutrones, brindan ocasiones mucho mejores para observar el fenómeno bajo ámbitos gravitacionales mucho más intensos que los de nuestro planeta. Órbita apretada
En su estudio, Vivek Venkatraman Krishnan y sus colegas observaron, En medio 20 largos años, a PSR J1141-6545, un joven púlsar en una órbita apretada y rápida con una enana blanca muy masiva. Los púlsares son cadáveres estelares muy compactos que giran rápidamente sobre sí mismos (PSR J1141-6545 Lo efectúa una vez cada 100 milisegundos), emitiendo en cada giro pulsos electromagnéticos (de ahí su nombre) que pueden ser detectados A partir de la Tierra. Los estudiosos midieron los tiempos de llegada de los pulsos de PSR J1141-6545 A lo largo de un período de casi veinte años, lo cual les permitió identificar una deriva a largo plazo en los parámetros orbitales. Ahora de eliminar otras posibles causas de esta deriva, Krishnan y su Plantel concluyeron que las diferencias detectadas en las posiciones orbitales son el resultado del efecto de arrastre de Lense-Thirring, provocado por la rápida rotación de la enana blanca. Los hallazgos confirman, una vez más, las predicciones de la Relatividad general y demuestran de qué manera el propio espaciotiempo puede deformarse, estirarse, doblarse o, Del mismo modo que es la ocación, ser arrastrado, en presencia de los objetos que contiene.