fbpx

Prensa Libre Online

La otra noticia

Internacional

El Gobierno de Venezuela impide el vuelo de la CIDH a Caracas A partir de Panamá

Con el billete en mano los delegados de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) fueron vetados esta mañana para volar a Caracas en el avión de Copa Airlines en el aeropuerto de Panamá por instrucciones del régimen de Nicolás Maduro, Conforme alegó la aerolínea. Los representantes de la CIDH venían a ejecutar una visita a Caracas «in loco» de cinco días para observar el caso de los derechos humanos, las torturas y reunirse con las damnificados y sus familiares de unos 390 presos políticos que son atendidos por las ONG. En su parte la Comisión informa que a la Presidente de la CIDH y Relatora para Venezuela, Comisionada Esmeralda Arosemena de Troitiño; el Secretario Ejecutivo de la CIDH, Paulo Abrão; el Relator Fuerte para la Libertad de Expresión, Edison Lanza; y especialistas de la Secretaria Ejecutiva, les prohibieron el abordaje al vuelo Desde la ciudad de Panamá. Un día Ya antes el canciller del régimen venezolano, Jorge Arreaza, informó que el viaje a Caracas de la delegación de la CIDH no estaba autorizado pues Venezuela no formaba una parte de la OEA. En realidad el entonces primer magistrado Hugo Chávez expulsó a la CIDH hace 17 años para ocultar la violación de los derechos humanos en el país. «La Comisión rechaza ese procedimiento de la forma más enérgica, y advierte que es propio de regímenes autoritarios no avalar el escrutinio internacional ni la observancia de el caso de los derechos humanos, lo que perjudica, especialmente, a las víctimas de violaciones a los derechos humanos, y obstaculiza el valioso trabajo que adelantan las organizaciones de la sociedad civil», añade el comunicado. Pese al argumento del régimen de no pertenecer más a la OEA para negar su entrada al país, la CIDH le recordó que el Estado venezolano es comunicado de otros instrumentos internacionales que otorgan mandatos a la CIDH, entre ellos: la Convención «Belém do Pará»; la Convención Interamericana para Prevenir y Sancionar la Tortura y la Convención Interamericana sobre Desaparición Forzada de Personas. A pesar de la prohibición de Maduro, la CIDH ha dado un seguimiento cercano a el caso en Venezuela y ha corroborado que persiste un muy grave deterioro significativo en el goce de los derechos humanos. De la misma forma considera que la prolongación indefinida y Asimismo irrestricta del Estado de excepción, la suspensión de los poderes de la Asamblea Nacional democráticamente electa, la débil independencia judicial, la extralimitación de funciones de la Asamblea Nacional Constituyente, la ausencia de garantías para la fiesta de comicios libres y, En general, La falta de subordinación de las instituciones del Estado a la autoridad civil evidencian la ausencia de Estado de Derecho. Por ello, la CIDH hace un llamado para que Venezuela retome un compromiso decidido con los derechos humanos y adopte medidas concretas para superar la grave crisis institucional, económica y humanitaria en la que está sumergido el país. El publicación agrega que Pese a lo acontecido la este día de El jornada de hoy, la Comisión ha decidido dar seguimiento a su objetivo de buscarse con las damnificados, para lo que se desplazará inmediatamente a la ciudad fronteriza de Cúcuta donde va a poder reunirse, documentar y recabar testimonios de víctimas y familiares sobre las graves violaciones de derechos humanos en Venezuela.