Para eludir los microbios, mejor pagar con monedas que con billetes

El dinero es sucio. Es una superficie que se toca con frecuencia, con lo que seguramente está involucrada en la transmisión de patógenos. Por esta razón, es recomendable solventar con tarjeta de crédito. Sin embargo en la ocasión de que no se disponga de una o bien no sea posible, para evitar microbios y bacterias es más seguro quitar de la cartera monedas que billetes. Esta es la conclusión de un estudio que muestra que los billetes de euro se contaminan más Sencillamente y que las monedas, hechas de metales antimicrobianos De exactamente la misma manera que el cobre. Aunque, esto no quiere decir que las monedas sean 100% seguras. Lo mismo es aplicable en contra de el coronavirus. Debido al contenido de cobre de al menos el 75% en monedas de euro, se supone que el repuesto suelto tiene actividad antimicrobiana. Y la tiene, Pero no es suficiente. En su trabajo, los estudiosos del Centro médico Universitario de Hamburgo-Eppendorf (Alemania) comprobaron cómo las monedas en euros (5 céntimos, 50 céntimos, 1 euro) y billetes (5 euros) pueden contaminarse en condiciones realistas por contacto con la piel. En el ensayo, las bacterias se transmiten Desde una superficie contaminada primaria seca a monedas o bien billetes con un dedo enguantado, para simular la contaminación en el «peor de los casos». El billete de 5 euros, Del mismo modo que todas y cada una las demás denominaciones de billetes, está hecho de fibra de algodón. En monedas de 1 euro y 2 euros, la comunicado «dorada» es una aleación, 75% de cobre, 20% de zinc y 5% de níquel. La comunicado «plateada» es cuproníquel: 75% de cobre y 25% de níquel. Las monedas de 10 centímos, 20 céntimos y 50 céntimos están hechas de oro nórdico, que es una aleación compuesta por 89% de cobre, 5% de aluminio, 5% de zinc y 1% de estaño. Las monedas de 5 céntimo, 2 céntimos y 1 céntimo están hechas de acero recubierto de cobre. Para este estudio, se recogieron con guantes de algodón estériles humedecidos dos bacterias comunes, Enterococcus faecium o Staphylococcus aureus. Con los guantes contaminados, las bacterias se transfirieron a las monedas y billetes tocando parte superficial. El cultivo cuantitativo de las monedas y billetes se concretó de inmediato ahora de tocarlo, De esta manera como Acto seguido de 24 horas de almacenamiento. 24 horas en los billetes
En nueve experimentos independientes con E. faecium y S. aureus , los autores hallaron que se observaron números variables de bacterias transferidas en las diversos superficies. La contaminación de la superficie de control y los billetes mostraban recuentos de células bacterianas similares. A su vez, parte superficial más chiquita de la moneda de 5 céntimos resultó en una menor volumen de bacterias transferidas en comparación con las monedas de 50 céntimos y 1 euro. Todas y cada una de las monedas que contienen cobre revelaron una actividad antimicrobiana detectable. En 5 céntimos, 50 céntimos y 1 euro Tras 24 horas, S. aureus se redujo entre 98,7 y 99,5% y E. faecium se redujo en 96,8 a 99%, respectivamente. En contraste, a continuación de 24 horas en el boleto, el número de células bacterianas no se redujo en comparación con el control. «En contraste con un boleto de 5 euros, las monedas que contienen cobre muestran una actividad antimicrobiana detectable. Si bien, en La mayoría de los experimentos, las bacterias no se eliminaron por completo de las monedas. En consecuencia, aun las monedas podrían actuar También que vectores para la transmisión de microbios», concluyen los creadores. Coronavirus, Múltiples días
Recientemente, De la misma forma se ha demostrado que las superficies que contienen cobre muestran actividad antiviral contra el flamante coronavirus Covid-19, reduciendo significativamente el período de tiempo que el virus continúa infeccioso (Solo 4 horas) en contraste con las superficies poliméricas de las que están acontencimientos los billetes, donde el virus podría sobrevivir Múltiples días. «Creo que el riesgo de transmisión del virus a través del dinero, aun los billetes de banco, está muy por debajo del contacto hacia a cara con una persona. Con respecto a la pandemia vigente de Covid-19, si es que el efectivo ha de ser utilizado para el pago, las monedas serían mejores que los billetes. No obstante, el pago con tarjeta se puede ejecutar absolutamente sin contacto y evita el riesgo de llevar efectivo en total», explica Johannes Knobloch, cantautor principal del estudio.