fbpx

Prensa Libre Online

La otra noticia

Deportes Futbol

Nuevo derbi en plena guerra

Si hubiese que delimitar la palabra derbi con un encuentro, con todos sus morbos, historias, exjugadores, roces y rivalidades, bien podría ser éste. Exceptuando el paciente público, el Villarreal-Valencia de El día de hoy reúne todos y cada uno de los ingredientes que debe condensar un encuentro regional de máxima rivalidad. Mires dónde mires hay una contribución que Lo efectúa más interesante, No obstante acerca de todo hay una realidad de la que depende el resto de ingredientes: es la 1era vez que el Submarino tiene más presupuesto (140 millones) que su poderoso adversario (120), es la época que ha efectuado más y mejores fichajes, en la que su proyecto goza de más solidez y admiración y en la que, más que nada, tiene por delante un fin más ambicioso. Roig y Lim han tenido mucha una parte de culpa en este cambio de papeles (prosigue el encuentro en directo en AS.com).

El duelo de los banquillos va a ser lo más atractivo. Emery se reencuentra con su Valencia, al tiempo que Gracia, que coincidió con Unai en la Real, con el que intimó en Londres y ante al que jamás ganó en ocho duelos, vuelve a casa: jugó en el Villarreal y dirigió a su filial. En este repaso de ex-, Parejo y Coquelin vivirán, más que el resto, un día singular y extraño. La última vez que disputaron este choque fue de blanco y dando un repaso a su contrincante, al que dejaron más pálido que amarillo (3-0).

El Villarreal, A pesar de su empoderamiento por las sensaciones y el empate del Wanda, ha perdido a Gerard y a Estupiñán en el parón. Los dos jugadores más en forma. Chukwueze y Pedraza apuntan a ser los sustitutos, lo que dejaría a Kubo como revulsivo y a su inquieta peña de la capital española más enfadada. El Valencia no va a poder contar ni con la lista de la compra que debía Gracia y no le hicieron ni con Kondogbia, fin del Atleti y azote de Murphy. Así, va a deber aferrarse a Maxi, a la resurrección de Guedes y al orgullo que, generación Después de generación, inculcó Españeta en ese vestuario.

Fuente: periódico As

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *