Estos son todos y cada uno de los países del mundo en los que hay dictaduras

La Unidad de Inteligencia de The Economist elabora Desde 2006 un Índice de la Democracia en el planeta utilizando cinco variables: proceso electoral y electoralismo, funcionamiento gubernamental, participación política, cultura política y libertades civiles. De este modo, podemos distinguir entre países y territorios con ‘democracia plena’, ‘democracia imperfecta’, ‘regímenes híbridos’ y ‘regímenes autoritarios’ dependiendo de la nota global que obtienen en las distintas categorías que se evalúan. Según el informe de The Economist de 2020, actualmente en el mundo existen 23 territorios con democracias plenas, 52 con democracias imperfectas, 35 con regímenes híbridos y 57 con autoritarios. Solo más o menos la mitad de la población mundial, el 49,4 %, vive en una democracia y tan Solo el 8,4 % reside en un Sólo territorio con una ‘democracia plena’. En este sentido, más de un tercio de la población mundial se encuentra bajo un gobierno autoritario, con una gran parte en República Popular China. Si es que se compara con los resultados de años precedentes, la democracia no ha gozado de buena salud. En 2020, el poder democrático sufrió un duro golpe Debido a la pandemia de coronavirus y la puntuación global media en el Índice de Democracia 2020 cayó del 5,44 en 2019 al 5,37. De este modo, nos encontramos ante la peor puntuación mundial A partir de que se elaboró Por primera vez este informe. Los resultados del año pasado representan un deterioro producido en enorme comunicado, Pero no exclusivamente, por las restricciones impuestas por los diferentes gobiernos nacionales para paliar los efectos de la pandemia, que limitaban las libertades individuales y civiles. De los 167 países que se incluyen en este estudio, prácticamente el 70 POR CIENTO (116 territorios), registraron una minoración en su puntuación total en comparación con la que obtuvieron en 2019. Tan Solo el 22,6 POR CIEN, 38 países, mejoraron sus niveles democráticos, y 13 se mantuvieron en los mismos niveles que el año pasado. La pandemia y la democracia
La pandemia de coronavirus ha cambiado la vida de la población mundial en muchos sentidos. No Sólo ha presunto una importantísima crisis sanitaria en la que se han tenido que lamentar muchas muertes, Sino Además ha afectado gravemente a la economía, a la calidad de vida de los individuos y al estado de salud de la democracia. Siguiendo el ejemplo de República Popular China, el país en el que arrancó el 1er brote de Covid-19, muchos países decidieron, no Sólo cerrar sus fronteras o sus territorios a visitas extranjeras, Sino, aun, impedir que su ciudadanía saliera de su casa si es que no era estrictamente preciso. Esta medida, que puede afirmarse que previene el contagio de la enfermedad, En tanto que reduce los contactos sociales al mínimo, Asimismo supone un duro golpe para las libertades individuales y derechos civiles y Sólo puede decretarse en países democráticos en estados excepcionales de urgencia contemplados por las cartas magnas correspondientes. Sin embargo, También que señalan A partir de The Economist, La mayoría de los gobiernos democráticos concluyeron que la prevención de una catástrofe que desembocaba en la pérdida de vidas justificaba una pérdida temporal de libertad. ‘Muchos críticos del enfoque de bloqueo admitieron que alguna forma de distanciamiento social era necesaria para contener la propagación de la enfermedad, No obstante se falló a la hora de proponer alternativas convincentes a la política de cierres forzosos y a la problemática de cuántas muertes son aceptables’, puede leerse en el informe. Con todo, la pérdida de Algunas libertades civiles, sumada a los ataques a la libertad de expresión, han desembocado en una pérdida generalizada de puntuaciones acerca de todo en las categorías de libertades civiles y del funcionamiento gubernamental. Cabe destacar que en Europa, Francia y Portugal han perdido la categoría de ‘democracia plena’. Más tarde de todas y cada una de las medidas para frenar los efectos del coronavirus en sus territorios, han pasado a ser consideradas en este índice ‘democracias imperfectas’. Los cambios producidos entre 2019 y 2020
Además de Francia y Portugal, otros nueve países han experimentado cambios en su estatus democrático. Tres países, Japón, Corea del Sur y Taiwán, vivieron de ser ‘democracias imperfectas’ a ser considerados ‘democracias plenas’ y un país, Albania, mejoró Además su posición en el ranking al pasar de ser considerado un ‘régimen híbrido’ a ser una ‘democracia imperfecta’. Por su lado, El Salvador y Hong Kong fueron relegados de ‘democracias imperfectas’ a la clasificación de ‘régimen híbrido’. Más abajo en la clasificación, Argelia, Burkina Faso y Mali perdieron su condición de ‘regímenes híbridos’ y en seguida son ‘regímenes autoritarios’. Los países escandinavos, los mejor valorados
A lo largo de los años, los países que han obtenido puntuaciones más altas son Noruega, Suecia, Finlandia y Dinamarca, colándose en el ránking, países De exactamente la misma forma que Islandia, Inédita Zelanda o Canadá. Este año Noruega vuelve a ser el país que ha obtenido la puntuación más alta en el Índice de la Democracia. Desde el momento en que inició a realizarse este estudio, Siempre y en todo momento se encuentra entre los territorios más democráticos del planeta. Si nos fijamos, siete de los 10 países mejor posicionados en 2020 fueron nórdicos. La imposición de medidas para la prevención de los contagios de coronavirus ha producido una merma en sus puntuaciones con respecto a años precedentes, pasando su media de ser del 9,44 al 9,36. Si bien, Gracias a que partían de por sí de puntuaciones muy elevadas, siguen manteniéndose en lo más alto. Corea del Norte, el régimen autoritario más peligroso para la democracia
Por otro lado Corea del Norte es el país que ha obtenido la puntuación más baja, seguida de República Democrática del Congo, República Centroafricana, Siria y Chad. En los últimos años, los retrocesos se habían producido en países muy importantes en el panorama internacional, con democracias plenas. Aunque, en 2020 los golpes más duros para la democracia han sido asestados por los países más autoritarios. Estos regímenes aprovecharon la delicada situación sanitaria para perseguir y reprimir a las voces disidentes y a los opositores políticos. La puntuación para África Subsahariana se redujo en 0,1 entre 2019 y 2020, hasta 4,16. Esta es, con mucho, la peor puntuación registrada por la zona Desde comenzó a realizarse el índice en 2006, En el momento en que obtuvo conseguir un 4.24. En 2020 el número de ‘regímenes autoritarios’ en esta zona incrementó a 24. En otros términos, el continente africano cuenta con el 55 % de las dictaduras del planeta. Oriente Medio y el norte de África registraron el segundo mayor descenso regional A nivel mundial en 2020, con una disminución en la puntuación media de 0,09 a 3,44. La región semeja estar perdiendo todo lo que consiguió con la Primavera Árabe. En 2010, poco Ya antes, estos territorios obtuvieron una puntuación de 3,43 en el Índice de Democracia. Sólo Túnez ha consolidado ciertos de los avances democráticos, consiguiendo la clasificación de ‘democracia imperfecta’ en 2014, con un crecimiento en su puntuación de 3,06 en 2006 a 6,59 en 2020 (frente a 6,72 en 2019).